Incienso tibetano

4,55

El incienso tibetano es perfecto para disfrutar de un rato de relajación o meditación a solas. Está considerado como uno de los mejores inciensos del mundo y se fabrica artesanalmente en Nepal mediante ingredientes 100% naturales.

Cada paquete contiene 30 palitos de incienso y un sostenedor. Cada palito se quema aproximadamente en 45 minutos y es seguro para la inhalación y el ambiente.

Es un producto 100% libre de plástico y hay seis variedades disponibles que os explicamos en la descripción de abajo.

Deseleccionar

Comparte
Descripción

Estos son los tipos de incienso tibetano que tenemos disponibles:

  • Franquincienso: Franquincienso significa «Incienso Real». Este incienso se utiliza como una ofrenda a los dioses y como ayuda de la meditación en diversas ceremonias religiosas. Tiene un efecto calmante en el cuerpo y la mente.
  • Resina de ámbar: Este incienso contiene resina de ámbar con muchas más hierbas del Himalaya. Tiene una fragancia cálida y divina. La resina de ámbar es un incienso utilizado para la purificación. Se quema para protección y para promover la espiritualidad dentro de su hogar.
  • Mokchlya (Nirvana): Este antigua incienso, es una mezcla especial de hierbas del Himalaya utilizadas por los budistas durante siglos para desarrollar cualidades iluminadas. Ghanten Khampa, lhasanga shukpa, pangpoe, Balu, clavo y canela tradicionalmente se ofrecen en las cimas de las montañas para rezar por la paz y la conciencia de todos los seres.
  • Nag Champa: «Champa» es el aroma de Laxmi, la diosa de la riqueza. Puede ser útil para aliviar el dolor de cabeza, reumatismos, gota, alergias, problemas digestivos y urinarios. Refresca los ojos y estimula la actividad cerebral.
  • Valeriana: La valeriana es una planta perenne con aroma de rosas. Se le conoce como una planta medicinal en la medicina tibetana. Esta planta ayuda a aliviar los problemas de sueño y los sentimientos de irritación, tristeza, ansiedad, nerviosismo y tensión.
  • Resina de Gogol: Bdellium (Guggulu en sánscrito) es conocido en la medicina tibetana por sus propiedades curativas, se utiliza para aliviar los síntomas de la artritis, reumatismos y problemas neurológicos. En la antigüedad, il Guggulu también se quemaba para protegerse de las brujas y demonios.

Cada paquete contiene 30 palitos y cada palito tarda unos 45 minutos en quemarse por completo. No tiene palito de madera, como normalmente, sino que viene con un sostenedor para colocar los palitos.

  • Fabricado mediante ingredientes 100% naturales.
  • Seguro para la inhalación y el ambiente.
  • Hecho a mano en Nepal.
Precauciones

Deben mantenerse fuera del alcance de los niños y mascotas y no dejar nunca el quemador desatendido.

Fin de vida

Cada palito dura aproximadamente 45 minutos

Embalaje

Cajita de cartón y papel

Materiales

Incienso

Medidas

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Solo los usuarios registrados que hayan comprado este producto pueden hacer una valoración.

Productos relacionados