limpiardiscosdesmaquillantes

Cómo usar y limpiar discos desmaquillantes reutilizables

¿Te has parado a pensar la cantidad de discos para retirar el maquillaje que utilizas a lo largo de solo un año? Para evitar tirarlos a la papelera, generando residuos innecesarios, hoy te vamos a enseñar cómo usar discos desmaquillantes reutilizables. ¡Verás que es muy sencillo!

Pero antes queremos contarte porqué un cambio tan aparentemente minúsculo como reemplazar tus discos desmaquillantes deshechables por unos reutilizables, supone un gran impacto medioambiental.

¿Sabes cuánta agua se necesita para fabricar un tejido como el algodón?
 La verdad es que hasta hace unos años, no nos imaginábamos que para producir tan solo 250 gramos de algodón se requieren unos 2.700 litros de agua limpia. Increíble ¿no? Pues esta es solo una de las principales razones por las que reutilizar tiene todo el sentido del mundo.

Poniendo el ejemplo de los discos desmaquillantes, un producto que encontramos prácticamente en cualquier baño, cada vez que usamos y tiramos uno a la basura, no solo estamos tirando el algodón en sí, sino que con él, tiramos todo el agua, la energía, la mano de obra, y el resto de recursos que se han utilizado para fabricarlo. 

Y ahora sí, por si te decides a hacer el cambio, te explicamos cómo de sencillo es lavarlos y reutilizarlos.
Ah, ¡Se nos olvidaba! Para que te hagas una idea del ahorro (tanto de recursos, residuos y también económico), cada disco reutilizable equivale a unos 300 de usar y tirar.

Úsalos con normalidad para desmaquillarte

Humedece los discos y utiliza la parte más suave para desmaquillar la zona de los ojos. El resto del disco puedes dedicarlo para la piel del rostro. Si lo necesitas, puedes ayudarte de alguna sustancia que elimine el maquillaje, como el aceite de oliva virgen (o cualquier otro aceite vegetal). Pero ahora vamos con la parte más importante: eliminar los restos de cosméticos de la superficie de algodón para poder reutilizarlas.

Cómo lavar los discos desmaquillantes reutilizables

Sí, como ya imaginabas, lo mejor sería lavarlos a mano. ¿Por qué? Pues porque la máquina no frota la superficie, que es la manera más eficaz de eliminar los cosméticos. Además, en general suelen quedarse en la goma de la lavadora al final de los lavados, por lo que no terminan todo lo limpios que desearías. 

Pero hay una fórmula para que automatices su lavado. Frótalos con la pastilla de jabón que utilices cada día y enjuágalos sobre la marcha. Si después de lavar los discos desmaquillantes reutilizables los pones a secar en un lugar seguro (como son pequeños hay que tener cuidado de que no se pierdan), en tan solo unas horas estarán secos y listos para volver a utilizarse. 

Y si quieres un extra de higiene, puedes meterlos una vez limpios (esto es importante, porque si no ya vimos que no van a quitarse bien las manchas) en la lavadora cuando hagas una colada de blanco de vez en cuando. Puedes ponerlos dentro de una bolsa de malla de tela, como las típicas que se usan para lavar la ropa interior. Así no se quedarán en las gomas de la lavadora.

Ahora que ya sabes cómo usar y limpiar los discos desmaquillantes reutilizables, ¿qué te queda? Pues probarlos para dar tus primeros pasos en el zero waste y contarnos tu experiencia bajo estas líneas. Y si quieres más información sobre el residuo cero, ¡suscríbete a nuestra newsletter!

Más artículos zero waste

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email
Share on whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
Abrir Whatsapp
1
¿Necesitas ayuda?
¿Tienes dudas sobre nuestros productos residuo cero?
Pregúntanos por WhatsApp.